Monthly Archives: March 2006

Darkness

chejov
I had a dream, which was not a dream.
The bright sun was extinguished, and the stars
Did Wander darkling in the eternal space,
Rayless and pathless, and the icy earth
Swung blind and blackening in the moonless air.
Morn came and went-and came, and brought no day.

Tuve un sueño, que no fue un sueño.
El sol se había extinguido, y las estrellas
Vagaban a oscuras en el espacio eterno,
Sin luz y sin rumbo, y la helada tierra
Oscilaba ciega y negra en el cielo sin luna.
Llegó el alba y pasó y llegó de nuevo, sin traer el día.

(Darkness- G.G.B.)

Nosotros no bromeamos con el amor

chejov
Adiós, Camille, regresa a tu convento, y cuando te sometan a uno de esos odiosos discursos que te han envenenado, responde esto que te voy a decir: Todos los hombres son mentirosos, inconstantes, falsos, habladores, hipócritas, orgullosos y cobardes, despreciables y sensuales; todas las mujeres son pérfidas, artificiales, vanidosas, curiosas y depravadas; el mundo no es mas que una cloaca donde deformes focas se arrastran y retuercen sobre montañas de fango; pero hay en el mundo una cosa santa y sublime, que es la unión de dos de estos seres tan imperfectos y abominables. A menudo somos engañados en el amor, a menudo heridos e infelices; pero amamos, y cuando nos encontremos al borde de la tumba nos volveremos para mirar hacia atrás y nos diremos: Sufrí a menudo, me equivoqué algunas veces; pero amé. Soy yo el que ha vivido, y no un ser ficticio creado por mi orgullo y mi aburrimiento.

(“On ne badine pas avec l’amour” – Alfred de Musset)

Consejo de escritor

chejov
¿Dónde has visto cónyuges como los de tu relato, que discurren de conferencias durante la comida? Y ¿cuándo se han celebrado sobre la faz de la tierra semejantes conferencias? Ten respeto por ti mismo, en el nombre de Cristo, y no dejes correr la pluma cuando tu cabeza esté cansada. No escribas más de dos cuentos por semana, acórtalos y reelabóralos para que la obra quede bien. No inventes sufrimientos que no has experimentado, no describas paisajes que no has visto, ya que en un cuento la mentira resulta más molesta que en una conversación.
Recuerda a cada momento que tu pluma y tu talento te serán de mayor utilidad en el futuro que ahora, así que no los profanes… Escribe y vigila cada línea para no cometer errores. […] Ten presente que no te has comprometido a entregar nada en una fecha fija, de modo que puedes trabajar varias tardes en una misma cosa.

(carta de Antón Chejov a su hermano Aleksandr. Moscú, 6 de Abril de 1886)